Octubre

Jueves, 08 Octubre 2015 05:38
Autor:   Daniela Rivera Marín/ Subterráneos
*Un mes en el que nos preparamos para la celebración de diversas fiestas y tradiciones, en el que la identidad de los mexicanos nos hace destacar y encontrarnos con sucesos, momentos y herencias que hasta la fecha son recordados para celebrar y/o conmemorar

Puebla, Puebla. Octubre es un mes único, aquél en donde el frío comienza a sentirse en las calles y las hojas caídas de los árboles se hacen presentes. El fin de año se vislumbra como algo tan lejano pero que a la vez está a la vuelta del día. Un mes en el que nos preparamos para la celebración de diversas fiestas y tradiciones, en el que la identidad de los mexicanos nos hace destacar y encontrarnos con sucesos, momentos y herencias que hasta la fecha son recordados para celebrar y/o conmemorar.

Octubre es el mes que podría ser considerado como el inicio del calendario de México; si se realiza un breve viaje por el pasado se logra una cronología interesante y de explicaciones diversas a la formación del mexicano y de sus raíces; ya que si bien, el descubrimiento de América es uno de los momentos fundamentales en la historia universal y representa el encuentro de dos mundos que habían evolucionado independientemente desde el origen de la humanidad. Así comenzamos en orden cronológico el 12 de octubre de 1492 cuando una expedición española liderada por Cristóbal Colón arribó al continente encontrando tierra y asentamientos humanos a los que poco a poco llegaría a la exploración, conquista y colonización de los diversos pueblos indígenas. Años después de la llegada de los españoles y de su cultura, algunas expresiones, celebraciones y hasta la religión fueron impuestas como una forma de vida. En varios países de Latinoamérica se adoptaron creencias y conmemoraciones para no dejar de vincularse con España así es cómo a partir de 1915 en América celebramos el Día de la Raza. En la actualidad, sólo parece estar marcado en el calendario como una fecha que nos hace parte de la historia y que no es adoptada como una fiesta o alguna fecha que merezca las tradicionales juergas mexicanas.

 

* Fotograma del video de la canción “Latinoamérica” de Calle 13

 

 Sin embargo, una de las mejores y más bonitas tradiciones que conservamos y que también posee un sincretismo con España es la celebración del Día de Muertos. Comienza su conmemoración y se vislumbra a partir de mediados de octubre cuando los campos se vuelven amarillos con las flores de cempazúchitl, los sembradíos llenos del maíz que se preparan para las diversas ofrendas y el inicio de la celebración de los días litúrgicos; el 28 de octubre con el recuerdo a los muertos por accidentes, el 29 a los ahogados, el 30 a las madres que murieron en el parto y los bebés que se encuentran en el limbo, el 31 a los niños y, al final, los dos primeros días de noviembre a Todos los Santos y los Muertos, respectivamente.

Para los mexicanos es una tradición simbólica, de mucho respeto y unión familiar, en la que los muertos regresan al mundo para disfrutar de un momento de convivencia y a degustar las ofrendas que les son colocadas. Es de extrañeza para muchos extranjeros ver que a la muerte la celebramos con música, colores y flores cuando se podría tornar en una fiesta triste y lúgubre. Qué sería, como bien dice Octavio Paz en el Laberinto de la Soledad, de la vida del mexicano sin la fiesta, ni siquiera perdonada en la muerte.

 

Y si bien en octubre conmemoramos a nuestros muertos, el 2 de octubre de 1968 es una fecha imborrable de nuestra memoria colectiva y de la historia del país. Lamentablemente a este mes se une una de las peores matanzas perpetradas por el Estado en contra de un movimiento estudiantil. El “Dos de Octubre no se olvida”, es una de las consignas más fuertes y actuales para los mexicanos la cual no puede desconocerse ni dejarse pasar y, simbólicamente como homenaje a todos los muertos en dicha fecha y en el 71 [El Halconazo] en el 95 [Aguas Blancas], en el 97 [Acteal], en el 2006 [Atenco] y el 2014 [Ayotzinapa]… Hagamos un altar, un recordatorio en el que no perdamos esa identidad, integridad y fuerza heredada ante cualquier adversidad que nos enfrentamos en la actualidad.

Como pueblo herido y marcado debemos estar unidos, no perder esa mexicanidad tan auténtica que nos hace destacar en el mundo y así celebrar este octubre a nuestros muertos, a nuestros vivos, estar en contacto entre familia y con la sociedad porque todos somos parte de una misma historia, ya que sin la memoria colectiva y la tradición oral ¿Quién podrá recordarnos en un futuro?

 

Daniela Rivera Marín/ Subterráneos

Daniela Rivera Marín/ Subterráneos

Licencia Creative Commons
Octubre por subterraneos se distribuye bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.Basada en una obra en SubterráneosPermisos que vayan más allá de lo cubierto por esta licencia pueden encontrarse en MAS.

Notas Relacionadas

Spanish English French 
Suscribete al boletín de subterraneos
Joomla Extensions powered by Joobi
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Subterráneos | Cultura Alternativa desde Puebla
Redes Sociales
ctics web solutions