El escritor presentará en dos meses su nuevo libro: Balón Dividido

Difícil que un filósofo cambie el mundo: Juan Villoro

Jueves, 03 Abril 2014 18:00
Autor:   Hugo Cabrera/ Subterráneos
* Vaticino un Mundial polarizado entre la crítica y la pasión: Juan Villoro

 

Puebla, Puebla. 25 de marzo 2014. El escritor Juan Villoro aún vive el duelo por la muerte de su padre que tenía 91 años de edad. Visitó la ciudad de Puebla, invitado por el Tecnológico de Monterrey para recibir un homenaje por su trayectoria literaria el pasado 25 de marzo y previo a la conferencia que ofreció a estudiantes, platicó con medios de comunicación de temas diversos como el fomento a la lectura, la violencia en México y el fútbol.

El escritor nacido en el 24 de septiembre de 1956, sociólogo, que ha sido profesor invitado en Universidades de Yale, Boston y colabora en publicaciones como Proceso, Nexos, y Reforma, anunció que editorial Planeta publicará en dos meses un nuevo libro titulado Balón Dividido, crónicas de fútbol, un tema que lo apasiona y que lo motiva en momentos difíciles.

El escritor comenta sobre su padre, el filósofo Luis Villoro, que tenía 91 años de edad, “es difícil que un filósofo cambie el mundo. Una vez visité la tumba de Marx en Londres, Inglaterra, en su lápida está escrita una tesis que dice: ‘Los filósofos se han dedicado a interpretar el mundo de diversos modos. Lo que hace falta es transformarlo’, la vieja confrontación entre teorizar y practicar. Creo que mi padre se dedicó a eso, a practicar. A su manera lo logró, muchas veces esos cambios no son instantáneos y una persona no puede cambiar un país. Estudiando a los primeros defensores de los indios como Vasco de Quiroga, Clavijero y otros misioneros, mi padre terminó su vida, así, afiliado a causas indígenas. Empezó con la teoría y acabó con la práctica y si algún día tenemos autonomías indígenas, se le deberá a mi padre o a personas como él”.

 

La literatura y las redes sociales

“No sabemos hacia dónde va Twitter. Una paradoja de la tecnología es que resucita formas que creíamos arcaicas. Este tipo de literatura tan breve ya se hacía anticuada, obviamente no todos escriben máximas o epigramas, pero es una linda posibilidad. El facebook resucita la comunicación tribal, por ejemplo”.

 

El fútbol, la economía y la violencia

“Durante el Mundial voy a estar escribiendo para el periódico Reforma. Ha pasado algo interesante en Brasil, el gobierno de Lula sacó de la pobreza a 20 millones de personas, el haber hecho que estas personas se incorporaran a otra zona de la economía arroja muchos datos: 10 millones de brasileños viajaron por primera vez en avión, muchos por primera vez tuvieron una cuenta bancaria o una tarjeta de crédito. ¿Qué sucede con una sociedad que tenía una masa de pobres y de pronto se convierte en una sociedad que tiene una clase media robusta? Con el bienestar económico crece la exigencia social, esto es una paradoja. Yo estudie sociología y nos hablaban de la paradoja de Toquemil, porque fue uno de los primeros en decir lo siguiente: Muchas veces el descontento no surge de las clases más deprimidas, si no de las clases que empiezan a ser favorecidas, que ya conocen la diferencia de la pobreza y la riqueza y quieren exigir una sociedad mejor.

“El Mundial es un logro de Lula, esperanza de todos los Brasileños, es algo fascinante a nivel de la cultura popular. Al mismo tiempo, en un país mucho más exigente en lo social, que se cuestiona todos los gastos y dice: No puede ser que de manera frívola se invierta en los estadios y que vayan a ganar los anunciantes, los promotores, las cadenas televisivas y nosotros que estamos despuntando en una clase media, perdamos beneficios.

“Resulta interesante porque va a ser un Mundial bipolar, de gran pasión dentro de los estadios y crítica fuera de ellos. Me parece un mosaico de lo que es América Latina, en uno de los países más dinámicos.

 

Rusia

“El siguiente Mundial será en Rusia y podría parecer lo mismo. Ahora un fenómeno de comunicación que estamos viendo es que lo que pasa en un lugar del mundo, tiene efecto en otro. Por ejemplo, la inconformidad en Porto Alegre, y su difusión en redes sociales, sirvieron para los globalifóbicos se activarán en todas partes del mundo. Posiblemente el Mundial se politice, es bueno criticar. Me gusta el juego, pero está sometido a muchos intereses, y en nombre de la pasión se hacen muchas negocios”.

Hugo Cabrera/ Subterráneos

Hugo Cabrera/ Subterráneos

Licencia Creative Commons
Difícil que un filósofo cambie el mundo: Juan Villoro por subterraneos se distribuye bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.Basada en una obra en SubterráneosPermisos que vayan más allá de lo cubierto por esta licencia pueden encontrarse en MAS.

Notas Relacionadas

Spanish English French 
Suscribete al boletín de subterraneos
Joomla Extensions powered by Joobi
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Subterráneos | Cultura Alternativa desde Puebla
Redes Sociales
ctics web solutions